Amor Parte 2

por Juan Marcos Gomez en December 11, 2020

16 Porque de tal manera amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito[a], para que todo aquel que cree en Él, no se pierda, mas tenga vida eterna. 17 Porque Dios no envió a su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por Él. 18 El que cree en Él no es condenado[b]; pero el que no cree, ya ha sido condenado[c], porque no ha creído en el nombre del unigénito[d] Hijo de Dios. 19 Y este es el juicio: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, pues sus acciones eran malas. 20 Porque todo el que hace lo malo odia la luz, y no viene a la luz para que sus acciones no sean expuestas. 21 Pero el que practica la verdad viene a la luz, para que sus acciones sean manifestadas que han sido hechas en Dios.

 —Juan 3:16-21

Continuamos en este recorrido del agradecimiento a la adoración, y después de haber considerado, por un lado, la esperanza futura, y también la realidad presente de las implicaciones de Su venida en la Navidad. Ahora esta segunda semana hablamos del amor. 

Lo hicimos considerando un bello e impactante pasaje del profeta Isaías, capítulo 53 y donde veíamos como la idea de un Mesías, Salvador y Libertador, era difícil de reconciliar con la realidad de Su obra como un siervo que sufriría en extremo y de la mano misma de Dios.  

Y es que, decíamos, la salvación de Dios se ve muchas veces en una manera muy diferente a como nos la imaginamos, y el amor de Dios va a extremos nunca sospechados, para cumplir y producir Sus propósitos perfectos en nosotros. 

El pasaje nos llevaba a considerar la expresión del amor de DIos por nosotros, no solo perdonándonos al llevar ese Siervo todas nuestras transgresiones e iniquidades, pero también dándonos un record de justicia que es garantía de que hemos sido adoptados a Su familia. 

Veíamos no solo la magnitud del problema del hombre en relación a su propia relación con Dios, pero también la magnitud del amor de Dios y que le llevó al extremo de venir El mismo a rescatarnos.  En la encarnación, nuestro Salvador estuvo dispuesto a aguantar lo inimaginable por amor.

Es precisamente al continuar considerando el amor de Dios, que simplemente las primeras palabras de este pasaje de Juan ya capturan mi atención y mi corazón.

“De tal manera” es una invitación creativa y literaria a dejar llevar nuestra mente e imaginación y hasta que la consideración de esta verdad nos lleve a nuevos y bellos paisajes de Su gloriosa redención, y nuevas alturas y profundidades de Su Palabra. 

No hay como bellas expresiones artísticas de nuestra adoración que de alguna manera a su vez reflejan la belleza de la realidad de la imagen de Dios en nosotros, y apuntan a ese futuro de adoración y comunión perfecta, como creación de Dios, con nuestro Creador. 

De ahí el compartir contigo este antiguo himno que es a la vez un poema y que fue escrito por Frederick M. Lehman, un comerciante del estado de California que sufrió un revés en sus tratos comerciales al punto que le llevó a tener que hacer trabajo manual pesado empacando naranjas y limones en cajas de madera. 

Es sin embargo en medio de esta realidad, y aún en esta condición, que al meditar en el amor de Dios al parecer después de escuchar un sermón el día anterior, que le llevó a escribir en su mente, y mientras trabajaba, dos estrofas de este himno. 

OH AMOR DE DIOS

Oh amor de Dios! Su inmensidad

El hombre no podrá contar,

Ni comprender la gran verdad

Que Dios al hombre pudo amar.

¡Oh amor de Dios! Brotando está

Inmensurable, eternal;

Por las edades durará,

inagotable raudal.

Y cuando el tiempo pasará

Con cada trama y plan carnal,

Y cada reino caerá

Con cada trono mundanal.

El gran amor del Redentor

Por siempre durará,

La gran canción de salvación

Su pueblo entonará.

Se dice entonces que al considerar escribir una tercera estrofa y tener dificultad para ello, que recordó una nota que había visto y que se había encontrado en una prisión hace unos 200 años. El preso quien quiera que haya sido la había puesto en una pared como para recordarse a si mismo el amor de Dios en medio de su predicamento. La letra de esta estrofa era de un poema original en hebreo y que había sido escrito como 1000 años antes. Decía,

Si fuera tienta todo el mar,

Y todo el cielo un gran papel,

Y todo hombre un escritor,

Y cada hoja un pincel.

Para escribir de Su existir

No bastarían jamás

El me salvó y me lavó

Me da el cielo además.

¡Oh amor de Dios! 

Inmensurable, eternal;

Por las edades durará,

inagotable raudal.

Esta semana comenzamos considerando el capítulo 53 de Isaías, pero es en el siguiente capítulo 54, que dice,  “Porque los montes serán quitados y las colinas temblarán, Pero Mi misericordia no se apartará de ti, ((mi fiel amor por ti permanecerá; (NTV) ‬Y el pacto de Mi paz no será quebrantado», Dice el SEÑOR, que tiene compasión de ti.” ‭‭Isaías‬ ‭54:10‬ ‭NBLA‬‬


Este “fiel amor” de Dios es el que contrasta, Juan el apóstol, con el amor del hombre por las tinieblas. Sin embargo, es esa confianza en este “fiel amor” de Dios y Su pacto de gracia y misericordia con nosotros, que nos dan la gracia para enfrentar todavía nuestra lucha contra las tinieblas y cosas que atan nuestro corazón. Además, es el único lugar donde podemos libremente y transparentemente lidiar con esta realidad de lucha con el pecado en nuestra vida hasta que lleguemos a Su presencia. 


Por eso Judas en su epístola simplemente dice, “consérvense en el amor de Dios”. ‭(1:21‬a) y Pablo en su carta a los Efesios ora por ellos diciéndoles que “arraigados y cimentados en amor, ustedes sean capaces de comprender con todos los santos cuál es la anchura, la longitud, la altura y la profundidad, y de conocer el amor de Cristo que sobrepasa el conocimiento, para que sean llenos hasta la medida de toda la plenitud de Dios.” ‭‭Efesios‬ ‭3:17-19‬ ‭NBLA‬‬

Y agrega,“Y a Aquel que es poderoso para hacer todo mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que obra en nosotros, a Él sea la gloria en la iglesia y en Cristo Jesús por todas las generaciones, por los siglos de los siglos. Amén.” ‭‭Efesios‬ ‭3:20-21‬ ‭NBLA‬‬

Preguntas para considerar: 

  • Cómo el compromiso del Padre y el fiel amor de Dios crees que te puede ayudar en tu lucha con el pecado? 
  • Cómo crees que la falta de progreso o incapacidad de ir venciendo el pecado en tu vida puede estar apuntando a incredulidad del amor de Dios por ti y Su expresión en la persona y obra de Cristo en tu lugar y en tu favor? 

Oración: Padre, te agradecemos que “de tal manera” nos amaste que no enviaste ayuda y recursos para ayudarnos, pero viniste a tomar cartas personalmente en el asunto. Gracias porque la Navidad nos recuerda la realidad de las tinieblas en este mundo y en nuestro corazón, pero también la realidad de que Tu fiel amor nos ayuda a sacar todo a la luz y nos da la confianza, amor y optimismo para enfrentar las tinieblas con gozo cada día. Amén. 

Escucha el audio devocional aquí

Pagina anterior

Choose a Home Campus

Wheaton Bible Church

27W500 North Ave, West Chicago, IL 60185

Tri-Village Church

1 East Bode Road, Streamwood, IL 60107